dia mundial del teatro
Actividades

Celebra el Día Mundial del Teatro con una función en casa

Cada 27 de marzo se celebra el Día Mundial del Teatro, con la intención de dar a conocer lo importante que ha sido y sigue siendo este arte en nuestra historia y en nuestra cultura. Es un género artístico que ha estado presente desde el inicio de la cultura de la humanidad. Su importancia va mucho más allá del mero entretenimiento.

Los beneficios del teatro

Los antiguos griegos hablaban del concepto de “catarsis” que es un fenómeno psicológico que nos permite experimentar emociones (e incluso resolver conflictos emocionales propios) a través de las vivencias de unos personajes. Aunque el cine nos ofrece estas sensaciones, el teatro es mucho más intenso porque no hay una pantalla por medio.

Pero los benéficos para los que hacen teatro también son grandes, sobre todo para los niños. Esta disciplina puede ayudar mucho en el desarrollo emocional de los peques, mejorar sus habilidades sociales y comunicativas, su cultura y su autoestima. Acercar a los niños al teatro siempre es una gran idea, ya sea sobre el escenario o como espectadores. La propuesta de hoy para conmemorar el gran Día Mundial del Teatro, es organizar una función en casa, desde el principio hasta el final, toda la familia. ¿Os atrevéis? Estas son algunos consejos si nunca habéis hecho algo así.

Cómo organizar una obra de teatro en casa

Montar una obra de teatro requiere cierta planificación. Lo primero es tener en cuenta la edad de los niños que van a participar y adaptar la actividad a ellos. Es decir, tiene que ser algo dinámico y divertido y a la vez fácil de entender para que puedan meterse bien en su papel. Lo mejor es elegir una comedia, el género que más os va a motivar a todos.

Elegir la obra que se va a representar

Después toca decidir qué es lo que se quiere representar. La opción más sencilla es elegir un cuento y adaptarlo al teatro. Hay que fijarse en la complejidad que pueden tener los personajes, las escenas y los diálogos a la hora de representarlo. También se puede buscar una obra de teatro infantil. O incluso, si los niños son ya un poco mayores, se puede escribir la obra desde cero entre todos. Una forma de encontrar una idea central sobre la que hacer girar el tema, es elegir disfraz. ¿De qué queréis disfrazaros? A partir de ahí se puede montar el resto de la historia.

Adaptar los diálogos y los personajes a la edad de los niños

Si es vuestra primera obra de teatro, lo mejor es que sea algo sencillo. Los peques tendrán que memorizarse los diálogos, así que tampoco podemos hacer un guion muy elaborado. Eso sí, será más satisfactorio si hay cierto nivel de reto. A los niños también les encanta sentir que se superan y son capaces de hacer cosas que en un principio les parecieron difíciles. Todo sin perder de vista que el objetivo es hacer reír a los demás y pasar u rato divertido. En cuanto a los personajes, hay que tener en cuenta la personalidad de cada niño. Seguramente los más extrovertidos preferirán personajes protagonistas, mientras que los tímidos tendrán suficiente con un papel corto. Si hay pocos actores y muchos personajes, alguno puede representar a más de un personaje.

Crear los disfraces y el teatro

Ya solo queda crear los disfraces y el escenario. Para hacer un teatro casero, que además os servirá para muchas funciones futuras, hay ideas chulas en esta entrada. Para los disfraces, se pueden reciclar los que haya por casa, o ingeniárselas con material escolar, objetos cotidianos, caretas, máscaras y maquillaje.

Una vez organizado todo, no os olvidéis de invitar a familia y amigos para que disfruten de la obra. Seguro que querréis repetir. ¿Te animas tu también a celebrar el Día Mundial del Teatro?

Deja una respuesta